Select Page

El principal objetivo fue reconocer los beneficios que brinda la naturaleza y los deberes tienen los niños, niñas y adolescentes con el ambiente

 El Instituto Autónomo Consejo Nacional de Derechos de Niños, Niñas y Adolescentes (Idenna), ente presidido por la profesora Amalia Sáez, adscrito al Ministerio del Poder Popular del Despacho de la Presidencia y Seguimiento de la Gestión de Gobierno y al Viceministerio para la Suprema Felicidad Social del Pueblo, participó en un conversatorio en compañía del Ministerio del Poder Popular para Ecosocialismo y Agua (MINEA).

La actividad fue realizada en las Instalaciones del Centro de Arte “La Estancia”, ubicado en la Urbanización “La Foresta”, del municipio Chacao, donde se desarrollaron dinámicas grupales para discutir sobre la importancia de reconocer la relación de los derechos y deberes de la infancia y la adolescencia con el ambiente, a través del conversatorio denominado “El Medio Ambiente y su Interrelación con la Lopnna”.

Por su parte, el facilitador del MINEA, Carlos Melo, fue el encargado de desarrollar el tema sobre la preservación del ambiente, donde destacó la importancia de reciclar y la reutilización de los recursos naturales, así como las diferencia entre ambas acciones y la forma de convertir una prenda de vestir en un artículo de uso personal como lo es una bolsa para el mercado o morral para el colegio.

Asimismo, el Gerente Nacional de Formación, Gil Espinoza, utilizó como sustento legal la Ley Orgánica para la Protección de Niños, Niñas y Adolescentes (Lopnna), para explicar los artículos 31 y 93 de la misma, que fundamentan los derechos y deberes de la infancia y la adolescencia con el ambiente.

“La importancia de llevar esta información a los distintos espacios sociales y culturales, es lograr que la población comprenda que así como los infantes y adolescentes tienen derechos a vivir en un ambiente sano, existen también deberes que ellos deben ejercer para su preservación y cuidado”, Precisó Espinoza.

Cabe destacar, que este tipo de actividades se estarán llevando a cabo en planteles educativos, liceos, espacios culturales, parques, entre otros, con el objetivo de garantizar el bienestar social de la población infantil y juvenil, así como para la preservación de la naturaleza y sus recursos.